Archivo del Autor: somosrabia

Acerca de somosrabia

Ya les vamos a decir...

HOY SALE “REVOLUCIÓN”. Revista de la Juventud del PTS nº 2

Estándar
HOY SALE “REVOLUCIÓN”. Revista de la Juventud del PTS nº 2

 

¿Por qué no militas? No hacen falta revolucionarios para que haya revoluciones, pero si para que triunfen

Proyecto X: A 36 años del golpe. El estado espía a la izquierda y los trabajadores

Masacre de Once: Gobierno y TBA: la tienen que pagar

Homenaje a la compañera Lili – Editorial – Malvinas: CFK, Inglaterra y los revolucionariosCórdoba: tragedia obrera. Subió a la construcción como si fuese sólidaElecciones en STIA: Llegó La Bordo a la Alimentación. Fuera Daer de Nuestro SindicatoSeminario con Christian Castillo: “El marxismo de León Trotsky”España: pasar de la indignación a la lucha consciente por la revolución – Juventud en MovimientoUniversidad: Asumimos en el Consejo Directivo del CEFyL l Un debate con el PO en el movimiento estudiantilSecundarios Capital: Entrevista a Gabo y Selma del Normal 10Mujer: el aborto no punible ya no admite discusiónMegamineríaAyer y hoy: el negocio del Arte

Esas locas ganas de seguir adelante, siempre, hasta el socialismo

Estándar

Desde chiquito que me causan repulsión los funerales. Siempre los sentí tan impostados, tan frívolos. Esas ceremonias hipócritas donde la mayoría tiene que fingir una tristeza y una pérdida que no comparte, y la minoría tiene que fingir que se lo cree. Idas y vueltas de condolencias grotescas en la forma y vacías en su contenido.

Y la gente se muere, sí; se muere incluso sin saber para qué ha vivido, qué ha dejado, y por qué ha muerto. Y, entre todo eso, la burguesía que se esfuerza por hacer un mito de sus muertos.

Nosotros, los trotskistas, estamos en contra de mitificar a nuestros muertos, porque entendemos que -aún sabiendo que cada compañero, cada compañera, es insustituible, distinto e inigualable- lo que perdura entre nosotros y nos hace ser algo que va más allá de nuestra propia materialidad, son las ideas. Y las ideas no se petrifican con el mito, ni mueren con la persona. Se van transmitiendo por efecto contagio. Revolotean por el aire y se le pegan al “desprevenido” que está comenzando a abrir los ojos. Así le pasó a la compañera Lili, que falleció ayer con 58 años.

Hoy, la mañana del viernes 16 de marzo de 2012, fui a un velorio distinto a todos los que me ha tocado asistir. Vengo de ver a mis camaradas del PTS, a los compañeros de otras corrientes -como el PO, IS y el MAS-, a los familiares de Lili, y a las obreras de Bruckman recordando, con lágrimas en los ojos y la frente en alto, a una militante revolucionaria.
Lili empezó a militar allá por el 2002, en lo que eran las asambleas populares (particularmente la de Córdoba y Anchorena). La experiencia de la toma de la fábrica Bruckman (donde el PTS jugó un rol muy importante) la llevó a abrazar la causa del proletariado. Solo la fusión de la vanguardia obrera con los marxistas revolucionarios puede provocar algo así; que se haga militante una mina de 50 años, con dos hijos, un esposo y su título de contadora en el bolsillo.
La crisis la sacó a la calle, obligada, como a tantos. Pero la convicción y las firmes ideas del trotskismo hicieron que jamás vuelva a encerrarse en su casa  para tener una “vida normal”. Así es que abrazó la causa del proletariado y, dispuesta a construir un partido revolucionario que quiebre la balanza para el lado de los oprimidos, le dedicó hasta el último segundo de su vida. Me cuentan que en ella latía la capacidad de poner la causa por delante de las propias satisfacciones personales. Solo alguien que tenga las convicciones revolucionarias profundamente arraigadas puede llegar a esa conclusión. Que se vaya duele, pero su experiencia fortalece.

Qué loco y lindo a la vez es sentir que casi sin haberla conocido la comprendo profundamente, que algo me hermana tanto a ella, como a Polo y a miles de compañeros que jamás conocí personalmente. Comparto con ellos una causa de vida. Qué ganas de que las lágrimas no nublen demasiado la vista, para seguir rapidito, que la lucha continúa y parte de la pelea es salir a transmitirle a todos y a cada uno quién fue Lili: una militante revolucionaria.

Que corra la bola, que revoloteen sus ideas por el aire y se prendan cada vez más fuerte en cada vez más “desprevenidos”.
Para que pasen, si quieren, dejo los post de la Troskotrinchera y del Diablo.

Y les dejo dos videos más. El homenaje completo que le hicimos a Lili, y el homenaje desde la Bancada Obrera del FIT, en boca de Alejandro López, a un año de la muerte de Polo Denaday

Asesinaron a tres militantes del FPDS en Rosario

Estándar

CASTIGO A TODOS LOS CULPABLES

Reproducimos la nota de La Verdad Obrera, y la entrevista a Pedro Salinas, referente del M26 y miembro del Frente Popular Dario Santillan.

Viernes 06/01 Jornada de Movilización en todo el país.

En Capital: 10 AM desde el Obelisco a la casa de la Provincia de Santa Fé.

 

El nuevo año amaneció en Rosario de la peor forma. Tres militantes del Movimiento 26 de Junio, integrantes del Frente Popular Darío Santillán, fueron asesinados. Aunque la Policía Santafesina raudamente instaló versiones intrigantes de que se trataba de un “ajuste de cuentas”, disputas entre bandos, intentando confundir a las víctimas con los asesinos, rápidamente la verdad salió a la luz.

Gracias a la investigación de sus propios compañeros de militancia, vecinos y testigos del Barrio Moreno, se supo que a Jeremías “Jere” Trasante (17), Adrián “Patom” Rodríguez (20) y Claudio “El Mono” Suárez (19) los asesinó por error una facción de la barrabrava de Newells.

Para conocer los hechos (bien graficados por Tomás Eliaschev en www.marcha.org.ar) hubo que derrotar las versiones policiales y de los medios embarrando la cancha y ensuciando a los militantes asesinados. Resumidamente, un sector de barrabravas emboscó y baleó a Maximiliano Rodríguez, hijo de “El Quemado” (cabecilla de otra fracción) cuando viajaba en un BMW propiedad de un conocido abogado defensor de barras. Entonces “El Quemado” junto a otros barras fue a buscar a los acusados de herir a su hijo. Pero antes de encontrarlos se cruzó con los tres compañeros del FPDS y, literalmente, los fusilaron con más de 5 balazos a cada uno. Tres militantes muertos por una interna de la mafia de los clubes.

No es una noticia policial sino una crisis política

Los medios se esmeran en confundir la noticia en la sección “policiales”. Pero a pesar del origen fortuito, el hecho es notablemente político. La interna de la barra newellista se viene cobrando muertos hace años, desde líderes como “Pimpi” Caminos hasta pibes que quedan en medio de balaceras. Un accionar que cuenta con la protección de la Policía Santafesina, que cobra su diezmo por el narcotráfico gestionado por los barras en el norte y sur de la ciudad. La complicidad entre policía y barras es total. Mientras los medios hacían “la faena” de pintar de barrabravas a Jere, Patom y el Mono, un policía ocultaba que el hijo de “El Quemado” estaba internado en el HECA para evitar que cayera detenido. Los miembros del Concejo Municipal, desde el PRO a, lamentablemente, Proyecto Sur, también aportan mezclando el hecho con la “inseguridad”. Sólo se esclarecerá efectivamente este crimen si se conforma una Comisión Investigadora independiente que no dependa de la policía involucrada en todo el crimen organizado, ni de la Justicia que libera a los asesinos del 20/12 de 2001 y está llena de jueces de la Dictadura. El gobierno debería abrir todo archivo que eche luz sobre el accionar de las barras y el accionar policial.

El PS y los asesinos policiales

Este triple crimen desnuda la farsa del discurso progre de Bonfatti y Binner. No sólo las grandes multinacionales cerealeras, portuarias y terratenientes amasan fortunas a costa de la pobreza y despidos de trabajadores (como los despidos y cierres anunciados por el Frigorífico Swift o Narampol), sino que la Policía incrementó notablemente su poder de fuego, protegiendo redes de trata, multiplicando el gatillo fácil, transando con las barras de Newells y Central y atacando a los jóvenes de los barrios humildes. Binner sigue usando (¡a 10 años del asesinato de Pocho Lepratti!) la canción El Ángel de la Bicicleta de León Gieco, pero los asesinos de los 9 muertos del 19 y 20 siguen impunes. El único condenado por fusilar a Pocho está libre y vende panchos en Arroyo Seco. Esta impunidad avala y permite que actúen las barras y las mafias, aun llevándose vidas de valiosos compañeros.

No es un caso de “inseguridad”. Es una muestra más de la actuación del Estado, la policía y las barrabravas. Por eso rechazamos todo intento de profundizar la represión y estigmatización sobre el pueblo trabajador con la “saturación policial” o con políticas de “mano dura”. Es la misma policía la principal organizadora del delito.

No es casual que en cada ataque a los trabajadores o estudiantes combativos operen “hinchas” como Favale, el asesino de Mariano Ferreyra. Para los luchadores, el Estado y los partidos capitalistas reservan patotas sindicales, represión policial o barras de lúmpenes protegidos. Esto iguala a Cristina con Binner, como se ve en la actuación impune de la patota de ATILRA contra compañeros de SANCOR y en el juicio por homicidio que tras estos ataques sufren Carlos Ghioldi (La Toma), Eduardo Delmonte (CCC) y dirigentes lecheros opositores. En este marco es inadmisible el apoyo que la CTA de De Gennaro y Micheli da al binnerismo, la expresión “santafesina” de la impunidad nacional. La CTA debería, por la gravedad de los hechos, convocar a la movilización y denunciar el rol del gobierno provincial que protege con silencio cómplice.

Una campaña unitaria a todo vapor

Apenas conocida las muertes de Patom, Jere y el Mono nos comunicamos con los compañeros del FPDS para solidarizarnos y garantizar la presencia del PTS en cada acción. El miércoles hubo una primera reunión “multisectorial” que convocó a una movilización el viernes a las 10. Éste debe ser el primer paso de una intensa campaña: aunque su naturaleza sea particular, el crimen de los compañeros se inscribe en los ataques y asesinatos de Mariano Ferreyra, Cristian Ferreyra, los compañeros qom, los ocupantes del Indoamericano y de Ledesma. Esta situación se extenderá con la Ley Antiterrorista. Las organizaciones locales, en particular la CTA, los centros de estudiantes, la FUR y la izquierda, tenemos que elaborar no acciones aisladas, sino una campaña unitaria, no mezquina y de largo aliento por justicia y esclarecimiento del crimen de los compañeros, contra la impunidad y la Ley antiterrorista. El PTS aportará incondicionalmente a esta agenda de lucha.

————-***————–

Entrevistamos a Pedro Salinas, referente del movimiento 26 de Junio, integrante del Frente Popular Darío Santillán en Rosario.

En la madrugada del 1º de enero, fueron asesinados tres jóvenes militantes del M26 y el FPDS, a manos de un sector de la barra brava de NOB. La prensa local trató de ocultar la militancia de los compañeros y fabricó mentirosamente la hipótesis de un ajuste de cuentas. ¿Qué opinas al respecto?

Nos genera mucho dolor e impotencia ver las cosas publicadas por diarios como La Capital, que hablan de venganzas, ajuste de cuentas, enfrentamientos. Con estas maniobras de desinformación parangonan a nuestros compañeros poco menos que como delincuentes.
Sobre esta versión se montaron los funcionarios municipales y provinciales, tanto Fein como Bonfatti, ligándolos a narcos y barra bravas.
Nos generó mucha rabia e impotencia y la necesidad de reflejar la realidad en un comunicado para no dejar correr una versión de enfrentamiento entre barras, porque nada más alejado del Jere, el Patom y el Mono hablar de armas, barras o delito organizado. Lo hicimos en memoria de nuestros compañeros y en desagravio por ellos y sus familias.
En el medio de tanto dolor, nos sentimos satisfechos porque tras la enorme repercusión del comunicado logramos contrarrestar esta maniobra e incluso el gobernador y la intendenta tuvieron que dar marcha atrás, decir que los pibes eran inocentes, sin antecedentes, y con las pericias que niegan la tenencia de armas hasta el juez debió reconocer lo mismo.
A partir de dar vuelta estas versiones policiales y periodísticas comenzaron a salir a la luz varias responsabilidades o connivencias entre barras, narcos, policía y poder político. ¿Qué lectura tienen desde el Movimiento?
Desde un primer momento fuimos claros y contundentes al respecto, y lo venimos denunciamos hace meses a partir de que en barrio Tablada asesinaron al hermano de una compañera y fue caratulado igual.
A diferencia de otros casos, el de nuestros compañeros sale a la luz porque estaban organizados y mediante salir a desmentir las mentiras de los medios, la policía y el poder político, queda en evidencia esta connivencia.
En el caso de nuestros tres compañeros, el líder de la barra de NOB es el primer acusado del asesinato. Y cuando el hijo, herido de tres balas por otro hecho, ingresa al HECA y no es notificado en el registro policial. Sobre este encubrimiento no hay una sola declaración del poder político.
La complicidad y el ocultamiento es muestra suficiente de la connivencia de estos tres sectores  y un desmanejo de las comisarías en los barrios donde suceden este tipo de casos como moneda corriente.
En el día de hoy se realizó una reunión multisectorial para informar la situación del barrio, los familiares y compañero/as de Jere, el Mono y el Patom, pero también para salir a las calles con una fuerte denuncia y reclamo. ¿Cuál es la convocatoria y el objetivo de la misma?
La multisectorial de hoy fue una carga de coraje para la militancia popular, no solo para el FPDS. Hubo mucha convocatoria y mucho respeto.
La perspectiva de que tenga continuidad en el tiempo para enfrentar estas situaciones a partir de estos casos particulares, ya que la problemática tiene que ver con la connivencia de poder político y fuerza policial. Esta multisectorial la sentimos como un espaldarazo enorme.
Lo que se resolvió es realizar el jueves 5 una conferencia de prensa frente a la gobernación para instalar la denuncia y señalar las responsabilidades políticas
El viernes 6 estamos convocando una concentración en  los tribunales provinciales y luego una marcha a gobernación para pedir una audiencia con el gobernador, la intendenta y el ministro de seguridad. Porque no solo queremos que se esclarezca el hecho y se castigue a los culpables, sino que los hacemos enteramente responsables de la integridad física de los familiares, compañeros y testigos porque en el barrio se están viviendo muchas presiones de todo tipo.
En medio de tanto dolor y sufrimiento, sentir el acompañamiento de tantas organizaciones nos llena de fuerza.
El Patom, el Jere y el Mono van a estar presentes el viernes y cuando haga falta

 

Brindis

Estándar

Es lunes. Se vienen las fiestas. Nos metemos en la típica semana de los brindis por día con distintas personas. Entre todos esos encuentros hay uno, y solo uno, que no elegís: el del laburo. Único día en el año donde ves al careta de tu jefe y a todos los supervisores levantando una copa,  queriendo brindar con vos, deseándote “felicidades y suerte”. ¡Pero si su felicidad es tu desgracia y su suerte es el sudor en tu frente!

Pensamiento que tiene todo empelado cuando entra al lugar del agasajo: “Mirá estos forros la que gastan en sanguchitos y champagne y luego me tienen como un boludo tercerizado.” ¡Menos sanguchito de aceitunas y más aumentos!”

Desde Somos Rabia les queremos desear felices fiestas, de la única forma que concebimos estas celebraciones: ponernos en pedo con la gente que queremos y nos quiere.
Les dejamos una bonita carta navideña de la Comisión Interna de Jabón Federal a los trabajadores de la empresa, pero que es extensible a todo trabajador. ¡Disfrútenla!

:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

DE CHICOS NOS ENSEÑARON A RESPETAR LA MESA…

Por eso hoy no brindamos en la tuya.

Era el momento más valioso e intimo del día. No cualquiera era invitado a sentarse a ella para compartir con la familia. Solo amigos, allegados, o algún hijo de vecino respetado, cuyos padres no llegaban a cubrir la olla de guiso para todos los hermanos.

Cuando alguien se metía con cosas valiosas de la familia, nunca más se lo invitaba. “No lo quiero ver en esta mesa!” Decían los viejos.

Sin embargo existen los cínicos que nos convocan a sentarnos a su mesa. Pero para atragantarnos con la comida que nada tiene que ver con las sobras que nos dan en el comedor de su empresa. A ahogarnos con las bebidas muy distintas a ese vaso de agua turbia que nos ofrecen en las jornadas de calor. Los empresarios que nos exprimieron cada segundo del año, hoy nos invitan a brindar juntos. A que vayamos a observar ansiosos que saquen nuestro nombre de una bolsa para llevarnos ese electrodoméstico que no pudiste comprar ni trabajando los domingos, porque las deudas previas ya te reventaron la tarjeta.

¿Levantaremos las copas al mismo tiempo con los que brindan por unas “felicidades” muy diferentes a las nuestras? Si para ellos “felicidades” significa vernos con nuestros cuerpos arruinados de tanto producir. Cuando ellos dicen “salud” piensan en lo poco que les importa la nuestra y la de los nuestros, cuando de ganancias se trata.

Luego de un año en el que nos echaron a la calle a viejos amigos, disfrutaron sus malos tratos, descuentos ilegales, sanciones injustificadas, indiferencia hasta de los reclamos más elementales de los trabajadores y tantas prepotencias más.

Solo nos dieron lo que pedíamos, cuando nos unimos, nos preparamos con nuestra organización y los golpeamos con todo nuestro odio.

Miles de escalones subidos al año en esa eterna escalera para alimentar las maquinas hasta sentir temblar nuestras rodillas. Mientras ellos suman números desde un cómodo sillón en la oficina con aire acondicionado. Todo el frío invierno y ya entrando el verano, estuvimos en un vestuario cuyas duchas sin luz, ni agua caliente y pasillos sin lugar ni para ponerte los zapatos, se parecen mas a una cámara de gas. Continúan descartando trimestralmente a los pibes de agencia luego de sacarles todo el jugo. Y sin embargo se ríen y disfrutan entre codeadas cómplices. Así preparan otro circo como el del año pasado, luego del cual vinieron dos despidos. Como cuando nos invitaron a hinchar juntos por Argentina en el mundial 2006, y luego vinieron más de 30 despidos. Como el campeonato al fondo de la fábrica o los carteles para mejorar la comunicación que nunca oyeron.

Toda una inversión económica en eventos que tienen un solo fin: Seguir riéndose de nosotros!

Pasamos muchas cosas y aprendimos. Los golpes nos hicieron más fuertes. Este año nos volvimos a unir y ganamos. Rompimos los miedos y salimos por lo nuestro. No pudieron confundirnos. Supimos en quien confiar y contar, y en quienes no. Con la síntesis de los más viejos, nuestra experiencia y las energías renovadas de los nuevos, pudimos sacarles lo que no querían.

Por eso terminamos el año con cosas para festejar, otras que mejorar y otras para recuperar.

Después de todo esto “¿Nos podrán mirar a los ojos cuando en su fiesta nos inviten a levantar las copas?”

Nosotros pensamos que no. Y no nos interesa ir a comprobarlo. En tu mesa no comemos ni aunque las tripas nos duelan del hambre y no brindamos con tu copa porque no es sincero tu “salud”.

Seguimos respetando lo que nos enseñaron nuestros viejos en la mesa donde lo único que sobraba era la solidaridad. Preferimos ir a la mesa donde se sientan a cenar y brindar los trabajadores. Los que la sufren cada día. Allí donde hay lugar para los amigos, los viejos, los nuevos, los efectivos y contratados… Los despedidos.

Termina un año complicado y todo apunta a que el que viene lo sea aun más. Hoy festejemos y brindemos con nuestras copas para que el próximo, sea un año de los trabajadores y nuestro pueblo. Acá en nuestro trabajo, en el país y en todo el mundo. Un año donde rompamos sus cadenas y enterremos sus humillaciones.

Por eso no vamos a tu fiesta. Porque solo celebramos junto a los nuestros.

Por eso al patrón le decimos: En nuestra mesa no!

Salud y felicidades compañero!

Comisión Gremial Interna

HOY: Sale la Revista Nº 1 de la Juventud del PTS

Estándar

La Juventud del PTS en Zanon

                                                          EDITORIAL

MEGACAUSA PANAMERICANA

              ¿POR QUÉ NO MILITÁS EN EL TROTSKISMO?

                                JUVENTUD TRABAJADORA
* Disco: Avanza la campaña en apoyo a los jóvenes trabajadores
* Somos muy jóvenes para esperar
* La Juventud del PTS y “Nuestra Lucha”
* Entrevista a Hernán “Bocha” Puddu, delegado despedido de IVECO y dirigente del PTS

                                                    A 10 AÑOS DEL 2001

                                                                              DERECHO AL ABORTO YA!

LGTB: Gran columna de la Juventud del PTS en la marcha del orgullo

                                                                                             TIERRA Y VIVIENDA: Un negocio para pocos, una necesidad para miles

CRISIS INTERNACIONAL: Es el capitalismo, estúpido!

EL MOVIMIENTO ESTUDIANTIL DE AMÉRICA LATINA EN LUCHA

                                                  ENTREVISTA A MYRIAM BREGMAN, ABOGADA EN LOS JUICIOS A LOS GENOCIDAS DE LA ESMA

Elecciones Universitarias: la pelea por centros de estudiantes independientes, de lucha y junto a los trabajadores

                                                                   CULTURA: 1984

                                                               TESTAMENTO DE LEÓN TROTKSY, A 94 AÑOS DE LA REVOLUCIÓN RUSA

Un esfuerzo militante al servicio de la clase

Estándar

Un aporte más a las decenas y decenas de post en la “troskósfera” que se pueden ver aquí   aquí

Hemos terminado una gran campaña política militante al servicio de la clase trabajadora y sus intereses. Esta campaña, no fue solo el desarrollo de la campaña “electoral” en sí misma –como proceso electoral del sistema democrático burgués- sino que fue una larga campaña de avances y retrocesos contra el régimen político de la clase dominante, que quiso imponernos su voluntad, desarmarnos y acallar la voz de la izquierda revolucionaria.

En términos militares, una campaña consiste en un conjunto de acciones que transcurren en una misma zona geográfica y un mismo período. Podemos decir claramente que luego de la gran elección del Frente de Izquierda y de los Trabajadores obteniendo un mejor resultado que en las elecciones primarias, hemos finalizado, con intenciones hostiles de ambos bandos, venciendo parcialmente a nuestro enemigo. Nos defendimos contra los ataques al movimiento obrero y la proscripción electoral, pero también atacamos, pudiendo organizar a decenas de trabajadores con el periódico Nuestra Lucha y ganando a nuevos compañeros/eras para la Juventud del PTS, conquistando el reconocimiento y el apoyo de una franja significativa de los trabajadores y estudiantes con su voto.

Esta gran campaña contra el régimen la empezamos militando a sol y sombra (mucho más sol que sombra) en la búsqueda de la legalidad de los partidos en todas las provincias. Primero consiguiendo las “adhesiones”. Luego saliendo por todos lados a convencer amigos, familiares, conocidos, compañeros de trabajo y de estudio, para que se afiliaran al PTS y así llegar en cada distrito a las 5.000 afiliaciones que la justicia nos quería imponer.

La legalidad de los partidos ponía en juego la ilegalidad de los mismos, fue un ofensivo y abierto ataque hacia los partidos revolucionarios. Aquí se abrió una importante discusión sobre la necesidad imperiosa de conseguir las legalidades. Pero este juego político tampoco debía borrar, como todo revolucionario debe saber, el trabajo clandestino y conspirativo contra el régimen burgués. El trabajo clandestino de los equipos partidarios forma parte esencial de las tareas preparatorias del partido revolucionario y también en palabras de Lenin “Las organizaciones legales son los puntos de apoyo que permiten llevar a las masas las ideas de las células clandestinas.”. Así lo entendimos, por eso peleamos por la legalidad de los partidos y por eso la conseguimos.

Luego vino una segunda etapa de esta gran campaña contra el régimen, que fueron las elecciones propiamente dichas, divididas en 3 partes (elecciones provinciales, elecciones primarias nacionales y elecciones nacionales finales). La más significativa y donde el Frente de Izquierda logró despegar y dar un salto, fue en las elecciones primarias nacionales y nuestra pelea a capa y espada contra la proscripción. Ya hemos escrito y publicado varios balances al respecto, donde de no haber dado esta batalla hasta el final contra el régimen que quiso desarmar a la izquierda revolucionaria y callarla, se hubiera claudicado ante el avance de nuestros enemigos.

También y a medida que se desarrollaba la campaña, surgieron varias discusiones y una incipiente lucha política fraternal con el resto de los componentes del frente de Izquierda (el PO y IS) en relación al Estado, al régimen  y a no hacer una campaña que se adapte al mismo. Por eso hemos discutido en cada Comité del FIT, en cada plenario conjunto, en cada cita organizativa, en cada mesita y en cada estructura donde nos encontramos militando, el contenido de nuestros spots y de nuestros materiales de denuncia al régimen proscriptivo. La discusión del régimen y las preguntas que nos fuimos haciendo de qué es lo más revolucionario que podemos hacer en esta situación, cuál es la campaña más revulsiva que podemos desarrollar, cómo se aprovecha en profundidad una táctica como son las elecciones en relación a nuestra estrategia. Todas estas preguntas y otras más las fuimos respondimos en las calles y con audacia, desarrollando nuevas formas de hacer política revolucionaria y nuevos candidatos obreros y socialistas en todo el país, como los casos del Bocha, de Alejandro en Jujuy, de Lopez y Godoy en Neuquén, de Claudio en la Capital, de Guille en Campana, por solo nombrar algunos casos.

Ante todos estos escenarios de la campaña y sus sucesivas batallas, tuvimos que desarrollar un profesionalismo revolucionario quizá sin precedentes. Los partidos revolucionarios no contamos con aparatos de gobierno y empresariales, ni ejércitos de rentados para el desarrollo de tareas administrativas-políticas, que por lo general los partidos de la burguesía lo hacen desde los puestos mismos de gobierno, ministerios y parlamentos. Legalidad, boletas, spots electorales con la nueva ley de medios, etc. Fue pura militancia y abnegación por encarar una tarea que no era fácil para los compañeros y compañeras, pero con una organización que pone en juego inclusive la seriedad de la construcción del partido.

Durante la campaña, los combates contra el régimen bonapartista de los K no fueron solo en el terreno “legal” y electoral. También presentamos combate en nuestro terreno, allí donde mejor nos desenvolvemos que es el terreno de la lucha de clases. Mientras combatíamos por no desaparecer de la escena política electoral (solo un sectario hubiese opinado que las elecciones no nos servía para denunciar estos atropellos) fueron decenas de obreras y obreros a los que la burocracia intentó desaforar– como el caso de Victor Ottoboni- y  decenas que tuvieron peor suerte y fueron despedidos por sus patronales. Peleamos y seguimos peleando en Disco contra la patronal explotadora pinochetista contra el despido del compañero Yagui. Ganamos de nuevo la CI de Kraft Terrabusi por mal que les pese a los maoístas, a la patronal y a su gobierno. Mataron al compañero Mariano Ferreyra en la lucha de los terciarizados del Roca. Estuvimos firmes con los docentes santacruceños, cuando los hidrantes los reprimían en el Ministerio de trabajo. En el extremo norte, con los compañeros que tomaron tierras de la patronal del genocida Blaquier, en Ledesma. En el Sur, llevando la solidaridad y experiencia de los obreros de Zanón hasta Caleta y Las Heras, tierras de sublevación petrolera. Y del otro lado de la cordillera, la lucha de los estudiantes chilenos contra la herencia pinochetista, compartimos su rabia y la sacamos a marchar por las calles de Argentina. Liberamos al Pollo Sobrero y nos defendimos de los ataques con olor a “triple A” a los delegados de la línea 60 de colectivos.

Todo esto configuró una gran campaña revolucionaria que desde el PTS y el Frente de Izquierda desarrollamos al servicio de la construcción de un partido revolucionario en Argentina. Hemos aprendido y sacado lecciones en todos los terrenos donde el enemigo nos ofreció batalla. En lo legal y en lo ilegal. En el terreno electoral, y -como siempre- en el de la lucha de clases.

F.P

Rabia. Bronca. Odio. Odio de clase. A un 1 año del asesinato del compañero del PO Mariano Ferreyra. Mucha rabia.

Estándar

SomosRabia, suma un nuevo colaborador del Blog, que esperamos que se haga permanente. Hoy, el post lo hace el camarada Fede, militante del PTS, de la Agrupación docente “9 de Abril”.

:::

Es esa sensación y esa certeza que los que nos reclamamos revolucionarios tenemos, que esto no va  a ser gratis y que dar la vida por un ideal tiene también sus costos. Pero pensamos y elegimos con total claridad, morir de pie que vivir de rodillas ofreciendo combate al enemigo. Tantos mártires en la historia de la clase que cada muerto más en la guerra contra los burgueses,  es un ápice más en la historia de los trabajadores, de los estudiantes, en su lucha contra el fin de la explotación del hombre por el hombre. Cuantas luchas, cuántas victorias y también, cuántas derrotas.

Pero la rabia crece y las respuestas no se hacen esperar. Pero al calor de las luchas parciales contra nuestros enemigos de clase, también crece la paciencia. Paciencia, que es una de las cualidades más lindas de un revolucionario. Paciencia a la situación, paciencia y certeza de que los vamos a barrer. Paciencia y certeza en las fuerzas de nuestra clase.

Mariano era uno esos camaradas como otros tantos que día a día nos rompemos la cabeza pensando que tenemos que tener mucha paciencia a esta situación. Mucha paciencia. Pero esta paciencia en término del revolucionario ruso Vladimir Lenin, es una ofensiva  combinación de paciencia y mucha pero mucha audacia. Ese reflejo joven y revolucionario con el que nos identificamos, cortando las vías junto a los trabajadores precarizados y terciarizados, víctimas de la herencia estructural de los 90, es ese joven que todos queremos y aspiramos ser. Un joven revolucionario. Un joven clasista, combativo. Marxista. Leninista. Un trosko. Un joven con mucha pero mucha audacia.

El odio de clase y la rabia de miles que se va acumulado y que va naciendo y despertando minuto a minuto en la conciencia de la clase trabajadora, es un odio y una rabia que, si nos organizamos, va a poder estallar en su medida justa, sin despilfarrar un segundo más de las energías necesarias. Este odio de clase no se apaga y no disminuye con los amedrentamientos, no se apaga con las patoteadas triple A como a los delegados de la línea de colectivos 60, no se asfixia con los procesamientos y las persecuciones, no muere con el asesinato de un compañero.

Hoy esa es una de nuestras tareas, desarrollar y organizar ese odio de clase. Si hay algo que la burguesía todavía no ha aprendido, es que por cada uno de los nuestros que caen en combate surgen miles más. Lo han intentando durante todos sus años de existencia como clase dominante. Desde los mártires de Chicago, Sacco y Vanzetti, hasta los Kosteky y Santillán. Los del indoamericano, los luchadores de Ledesma… Mariano Ferreyra…

Mariano Ferreyra ¡PRESENTE! ¡AHORA Y SIEMPRE!

¡A Mariano Ferreyra lo vamos a vengar! ¡Con la lucha, lucha obrera y popular!

::JUEVES 20/10 MARCHAMOS::

17.30 DE CONGRESO A PLAZA DE MAYO

Te invitamos a marchar con la Juventud del PTS